Un juez reconoce las patologías psiquiátricas crónicas como invalidez absoluta

La sentencia del Juzgado de lo Social nº 20 de Barcelona, ha concedido una Incapacidad Laboral Absoluta para todo tipo de trabajo a un almacenero de recambios de automóvil con una larga y grave patología psiquiátrica. El actor actualmente está cobrando el subsidio de desempleo.

Padece desde al menos 2004 (año en que empieza su control médico) una patología psiquiátrica, que ha evolucionado en la actualidad a un trastorno depresivo mayor grave-severo, recurrente, con escasa respuesta a tratamiento pese al incremento y variación de la pauta farmacológica y la psicoterapia individual. Además, padece una artropatía degenerativa generalizada con pinzamiento femoro-facetabular en cadera derecha y pequeñas rupturas parciales a nivel de codo izquierdo.

En 2017, dada la imposibilidad de continuar trabajando por las limitaciones que le suponen estos padecimientos, sobre todo los psiquiátricos, solicitó ante INSS el reconocimiento de su Incapacidad Laboral. Pero éste se niega a tal solicitud, concluyendo que «no hay presunción de IP por no estar agotadas las posibilidades terapéuticas».

Su señoría entiende que en los numerosos informes aportados por los centros públicos que tratan al paciente, quedan constatadas que las lesiones que padece son permanentes, presentan una muy larga evolución, con numerosos tratamientos prescritos y realizados sin respuesta positiva y que le afectan funcionalmente para desarrollar cualquier actividad laboral». Por eso reconoce una incapacidad absoluta para desempeñar cualquier trabajo y condena a INSS a pagarle pensión vitalicia del 100% de su base reguladora de 2597,59€ con efectos de 15 de mayo de 2017.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *